Descargar lote de ejemplos I – Objetos literales en Javascript

El diseño del lenguaje JavaScript se basa en un paradigma de objetos. Estos objetos son elementos dotados de una colección limitada de propiedades (características del objeto) y métodos (capacidades del objeto, acciones que puede realizar).

Probablemente ya sabías que a efectos de Javascript todo son objetos, y estos pueden ser clasificados en dos grupos: aquellos que están definidos de forma estándar en los navegadores (como el objeto window, el document o los objetos de fecha) y los personalizados: objetos que podemos diseñar libremente en base a unas necesidades particulares de desarrollo, determinando qué nombre, propiedades y métodos tendrá.

Dentro de estos últimos, el primer tipo de objeto (y el más sencillo) son los objetos de notación literal, más conocidos como objetos literales. Esta denominación se debe a que son de baja reusabilidad ya que los valores de cada propiedad son indicados de forma, valga la redundancia, literal. Comprender de forma sólida cómo trabajan estos objetos es imprescindible para dar nuevos pasos en el paradigma de la POO.

Sintaxis de un objeto literal

La estructura de un objeto literal está limitada por llaves, donde se encapsula cada identificador asignándole un valor literal, en un formato clave : valor. Si vamos a hacer uso del objeto más adelante, podemos almacenarlo en una variable asignándoselo con normalidad.

Los identificadores pueden ser nombres, valores numéricos o valores de cadena de caracteres, y los valores que les asociemos pueden ser datos de cualquier tipo. Es según el valor que le asociemos a cada identificador, que hablaríamos de una propiedad (cuando asociamos cualquier valor excepto una función) o de método (cuando asociamos una función como valor). Su sintaxis es la que sigue:

Inicialización de un objeto literal

Crear un objeto supone inicializarlo de manera declarativa en la aplicación. Aunque no es lo común, podemos inicializar un objeto literal sin dotarlo de propiedades ni métodos:

Y los objetos son transferibles:

Propiedades en un objeto literal

Las propiedades son identificadores que llevan asociado un valor diferente a una función, siguiendo el modelo sintáctico anterior:

Durante el desarrollo debemos respetar las tabulaciones y saltos de línea que se muestran en estos ejemplos por motivos de mantenibilidad y legibilidad, aunque en su estado minificado los objetos tienen este aspecto:

El objeto podrá ser entonces accedido con normalidad siguiendo la notación del punto, tanto a efectos de obtención de sus valores como de asignación de nuevos valores sustitutivos:

Las propiedades retornan undefined si no han sido declaradas:

Métodos en un objeto literal

Los métodos de un objeto no son más que identificadores cuyo valor es una función interna o externa, dotando al objeto de capacidades específicas. Estas capacidades vienen determinadas por las instrucciones encapsuladas en esa función, de ahí que, a diferencia de las propiedades que sólo almacenan información, los métodos se describan como las capacidades de un objeto: las acciones que puede desempeñar.

Los métodos tienen la capacidad de acceder a los valores de cualquier propiedad que forme parte del mismo objeto, mediante de la palabra clave this :

De igual forma, la naturaleza de función de estos métodos les capacita para aceptar parámetros, lo que le da cierto grado de reusabilidad. En este caso vemos cómo podemos enviar un descuento a la factura, que se restaría al valor total calculado (siendo cero si no invocamos el método con este parámetro):

Los métodos pueden también enlazar funciones externas a su objeto:

Anidación de objetos literales

Es posible contener objetos dentro de otros objetos, creando una rica y compleja estructura de información.

Por ejemplo, podemos almacenar mediante un Array las tres fechas de vencimiento de una factura:

O podemos, también, crear su equivalencia encapsulándolas en un objeto interno dentro del propio objeto de factura:

Fíjate: en los casos que hagamos uso de valores numéricos en vez de nombres para denominar una propiedad, debemos acceder a las mismas como si de un índice se tratara, es decir, mediante corchetes, aunque abusar de esta práctica puede repercutir en la legibilidad e identificabilidad del código. También podemos usar un String como valor para un identificador, caso en el que también necesitaremos corchetes para accederlo.

No existe un límite en el nivel de profundidad de estas anidaciones. Podríamos almacenar sub objetos con la fecha y el importe de cada vencimiento:

Extensión de nuevas propiedades

La permisividad de Javascript da lugar a asociar nuevas propiedades (o métodos, si le son asignadas valores de función) que no estaban contempladas durante la incialización del objeto, como por ejemplo el estado de pago de la factura, o dotarla de capacidad de impresión:

Como ves, el acceso a los valores de otras propiedades mediante this sigue vigente, incluso si pertenece a un método externo, como es el caso anterior:

Preserva la legibilidad (y vencerás)

Ordenar de forma metódica tu código es imprescindible en el diseño de arquitecturas de objetos. Su capacidad para anidar grandes estructuras de datos da lugar a complejos sistemas jerárquicos que deben poder se fácilmente interpretables, desplazándose por ellos de manera relativamente sencilla.

Respetar las reglas de espaciado y tabulación así como definir una nomenclatura autodescriptiva que permita identificar con claridad qué información contiene cada propiedad dotará a tu código de una alta legibilidad y mantenibilidad. Orientarás tus esfuerzos a enriquecer y dar una mayor lógica a tu arquitectura, en lugar de fatigarte tratando de recorrer de forma casi experimental un sistema que puede llegar a ser francamente complejo. Acciones como recorrerlo, manipularlo, extenderlo o replantear su diseño sólo se desempeñan en unas condiciones óptimas cuando se declara de forma ordenada y legible.

Deja que los compresores de código se encarguen de optimizar tu script hasta la mínima expresión, y trabaja de forma cómoda en un entorno que debe hablar (casi) por si mismo.

Objeto literal de Javascript recorrido

Espero haberte ayudado a comprender, en esta primera entrega de POO en Javascript, este tipo básico de objeto personalizado. Puedes descargarte todos los ejemplos de esta entrada mediante este enlace:
Descargar lote de ejemplos I – Objetos literales en Javascript

¿Dudas? Estaré encantado de responderlas más abajo, en los comentarios.

¿Te ha resultado útil?
Puntuación de los lectores 3 Votos